Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog

Presentación Del Blog

  • : Espacio Geográfico. Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri
  • : Espacio Terrestre: objeto de estudio de la Geografía. Bitácora de Geografía Teórica y otros campos de conocimiento del autor. Su objetivo es el conocimiento científico geográfico en el método de la modernidad.
  • Contacto

Buscar

Archivos

2 septiembre 2012 7 02 /09 /septiembre /2012 22:05

Edición Especial

 Aldrin-fotografiado-por-Armstron-en-el-Modulo-Lunar--1969.jpg

El Módulo Lunar “Águila” posado sobre la superficie lunar el 20 de julio de 1969, en una fotografía tomada por Neil Armstrong a Edwin Aldrin.

 

En realidad, los primeros en ir a la Luna en una semana orbitándola diez veces, aun cuando sin descender en ella, fueron Frank Broman, James Lovell, y William Anders, en el Apolo 8 en diciembre 21 de 1968.  Fue entonces cuando se tomó la primera fotografía de la Tierra sobre el horizonte lunar.


 Primera-fotografia-de-la-Tierra-desde-la-Luna--Apolo-8--19.jpg

Primera fotografía de la Tierra vista desde la Luna al empezar a orbitarla.

[Fuente: NASA]

 

Pero el 20 de julio de 1969, pasada la media noche, veíamos por el receptor de televisión cómo se realizaba, por fin, el primer alunizaje.

 

Luego de la navegación por el espacio geográfico iniciada el 16 de julio de 1969, durante cuatro días, en ese momento vista desde la Tierra en su fase de Cuarto Creciente, rumbo a la Luna, Neil Armstrong, Edwin (Buzz) Aldrin, y Michael Collins, arribaron a nuestro Satélite permaneciendo un día sobre su superficie; y los dos inicialmente mencionados en ese orden, fueron los primeros humanos en pisar el “Nuevo Mundo”, en tanto que el tercero permanecía a la espera en órbita lunar.

 

Armstrong-fotografiando-a-Aldrin--Apolo-11--1969.jpg

Extraordinaria toma de Armstrong al pie del Módulo Lunar reflejado en el visor de Aldrin al tomarle esa fotografía.

 

Desde la Luna, a 384,000 km de distancia de la Tierra, mirando al cielo, fueron los primeros seres humanos en observar el espacio geográfico casi de conjunto, casi en su plena totalidad (quedaba oculto en su parte posterior a la Tierra); en lo esencial, por primera vez, el espacio geográfico se convertía en un objeto de observación “desde fuera”.  Para el caso, imaginad un Globo Terráqueo de unos 30 cm de diámetro; a esa escala, un modelo de la Luna de casi unos 10 cm de diámetro, la tendremos que colocar a casi 10 m de distancia (9.60 m).  En esa proporción, el ser humano es menos que un microbio (5/10,000 cm); pero pensante, científico-técnico, que adquiere la capacidad para viajar por ese espacio de casi diez metros en el lapso de cuatro días.

 

Primera fotografía de la Tierra tomada desde la Luna al emerger el Apolo 8 en su primera órbita detrás de la ésta.  Geográficamente, la primera fotografía del espacio geográfico visto “desde fuera”.

 

Apenas un día atrás, habían alcanzado los límites del espacio terrestre y se adentraban en el ámbito del espacio lunar, habían cruzado la frontera entre los campos gravitacionales de ambos astros a unos 320,000 km.  A partir de ahí, volver a la Tierra ya no dependía de un control orbital gravitatorio en torno a ésta, sino, por entero, de la fuerza de propulsión independiente de su nave y la capacidad de tripulación,  Al volver al “Viejo Mundo”, esa fuerza de propulsión artificial fue lo que el descubrimiento de la Corriente del Golfo y los Vientos del Oeste más allá de los 30° de latitud, para Cristóbal Colón.

 

Pensada esta reflexión desde la geografía teórica, cuando por 15 segundos se vio ascender el Apolo 11 hasta alcanzar los 168 km de altura llegando a la ionosfera, físicamente puede decirse que había vencido la fuerza de gravedad terrestre; pero geográficamente, bien puede decirse, siguiendo la propuesta de Einstein, que lo que hasta ahí habían logrado, era vencer la cima del mayor grado de curvatura del espacio geográfico.  A partir de ahí, se deslizaban ya suavemente cada vez en la extensión de una menor curvatura del espacio terrestre, hasta que, de pronto, sobrepasaron una divisoria en donde se perdía la continuidad de la curvatura del espacio terrestre, para empezar a “caer” deslizándose ahora en la curvatura del espacio lunar.

 

Lo que dominaba a la vista de ese espacio terrestre era, casi en su totalidad (unos 313,500 km en distancia lineal a la Tierra), la composición exclusivamente del vacío…; ciertamente un vació relativo.  Apenas un lustro atrás, con el lanzamiento de los primeros satélites artificiales Pioner-I y II, se había descubierto que en el espacio terrestre por el que se navegarían ahora, inevitablemente tendrían que cruzar por dos zonas de un fenómeno invisible: dos capas, una de protones y otra de electrones de alta energía; que incluso hicieron dudar del éxito de los viajes, superándose la duda con la misión del Apolo 8; eran los llamados Cinturones de Van Allen en la estructura próxima del campo magnético terrestre (la ionosfera).

 

magnetosphere

 

Lo que parecía un vació absoluto, no lo era tanto.  Más lejanamente había riesgos semejantes y aún peores (después se supo que, en efecto, los había: explosiones solares, radiación cósmica excedente, rompimiento de las líneas del campo magnético).

 

Volvieron a la suave pendiente de la extensa curvatura del espacio geográfico y poco a poco se precipitaron en el pozo de su masa discreta, cayendo en el Océano Pacífico Norte conforme a lo preestablecido, de donde fueron rescatados.  Terminó así, durando hasta hoy –cuarenta años después–, como la más grande hazaña de la humanidad de todos los tiempos.

 

Pero para ese acontecimiento histórico no hubo los nuevos geógrafos propios a la nueva exploración.  No estaban presentes los Waldseemüller, los Juan de la Cosa, los Diego Ribero, los Américo Vespucio de la nueva época…; más aún, cuarenta años después, sigue sin haberlos…; y peor todavía, los geógrafos de hoy –más allá de quienes exponemos estas ideas– se consideran ajenos a todo ello.  Perdidos en una inacabable “moda de modelos” de geografía aplicada en el campo de los fenómenos físicos, biológicos o económicos, en donde no sólo no se está consciente de estar trabajando con modelos analógicos de los que luego debe abstraerse para enriquecer la teoría geográfica con esa experiencia (de la que el geógrafo actual es el que menos sabe de ella); sino donde acaba creyendo que eso, un modelo analógico empírico –como lo hiciera ver David Harvey desde 1969–, es “La Geografía”.  El atraso es ya descomunal.  Pero, por lo menos, no respecto de este Blog, que hoy aquí se identifica con la hazaña conmemorada al fallecimiento de Neil Armstrong, revalorándola en nuestra teoría geográfica propia, despidiendo al Colón de nuestro tiempo; con lo que hoy como un rasgo más, como cuando aquel se fue, se inicia una nueva época.

 

Y aprovechamos ahora para actualizar el Diccionario con conceptos que tenían esperando ya un año y no queríamos instalar hasta reestructurar el mismo, y hecho lo uno, ahora aprovechamos, para, por lo menos con diez conceptos, hacer lo otro.

 

 

Tripulacion-del-Apolo-11--1969.jpg 

La tripulación del Apolo 11, con la que, en representación de la humanidad, ésta alcanzó el sueño de llegar a la Luna.

 

*

 Diccionario.

 

[___]  Calor.

[___]  Carga Espacial.

[___]  Cero Absoluto.

[___]  Cinturones de Radiación de Van Allen.

[___]  Constante de Gravitación.

[___]  Constante de Inducción.

[___]  Constante Solar.

[___]  Distancia.

[___]  Efecto de Latitud Geomagnética.

[___]  Efecto Magnetocalórico.

 

Compartir este post

Repost0

Comentarios