Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog

Presentación Del Blog

  • : Espacio Geográfico. Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri
  • : Espacio Terrestre: objeto de estudio de la Geografía. Bitácora de Geografía Teórica y otros campos de conocimiento del autor. Su objetivo es el conocimiento científico geográfico en el método de la modernidad.
  • Contacto

Buscar

Archivos

26 febrero 2012 7 26 /02 /febrero /2012 23:07

Ícono ExopolíticaEl Impacto del Encuentro con una Civilización No-Humana, en Cada uno de los Dos Grandes Grupos Humanos.  Artículo, 2012.

Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri.

Espacio Geográfico, Revista Electrónica

de Geografía Teórica.

http://espacio-geografico.over-blog.es/

27 feb 12.

 

Entre otras muchas clasificaciones posibles, los seres humanos nos dividimos en dos grandes grupos: 1) el religioso, que en mayor o en menor grado y en una forma u otra, creen en un mundo “sobrenatural”, mismo que bien pudiera ser totalmente natural, pero fuera del alcance de su cabal comprensión, en donde, o bien realmente existe la divinidad, o bien esta es confundida con seres de civilizaciones más desarrolladas y avanzadas que la nuestra en la vida en nuestra galaxia; y 2) el no-religioso, hasta hacerse formalmente ateo, que va desde la creencia en lo divino en esa forma de no-religamiento colectivo a ello, a la no creencia en lo absoluto de ningún mundo metafísico, ubicándonos por entero en la ciencia y las capacidades humanas en una evolución natural.

 

Comenzaremos por este último –en el cual nosotros, el que esto escribe, nos ubicamos en calidad de ateo– analizando el impacto que sobre dicho grupo social humano se producirá, en el encuentro con una civilización no-humana, que, o bien tiene un carácter divino real, o bien sólo pudiera ser una civilización en otra escala superior del desarrollo de la inteligencia.

 

Subdividido este grupo en dos partes: a) el no-religioso, pero creyente; y b) el ateo (ya ni religioso ni creyente), el impacto de ese encuentro será, en general, a su vez, distinto.  Así, supongamos entonces, primero, la condición divina real de ese otro ser, ante el grupo humano no-religioso: el impacto, la consecuencia previsible, no puede imaginarse otra, que la “conversión” por el convencimiento en los hechos de la existencia real de la divinidad.  Será, entonces, un impacto ligero, asimilable.  Pero supongamos ahora, en segundo lugar, la simple condición de una civilización más avanzada frente a ese grupo humano no-religioso (en el cual, de momento, estamos excluyendo a los ateos): ahora el efecto será doble, pues por una parte, confirmará en el no-religioso la confianza en sus ideas; y de ello derivará, con el tiempo, con la trasmisión de conocimientos de esa otra civilización, ya el mantenerse en una creencia metafísica, o ya volverse declaradamente ateo y en una ubicación en la ciencia; pero, contenido en lo anterior, va el impacto de una “conversión” franca al ateísmo y a la ciencia; y no obstante, el impacto será, a su vez, suavizado e incluso fácilmente asimilable.

 

Empero, analizando esas situaciones en el caso del grupo humano declarada y convencidamente ateo, el impacto, en cualquier caso, será de un orden mayúsculo.  Si el otro resulta ser, finalmente, un ser divino real, alrededor de quinientos millones de seres humanos, sufrirán un impacto demoledor que echarán abajo todo su mundo (nuestro mundo), pasado, presente y futuro; será, para efectos prácticos, aniquilante.

 

Aún la gracia divina recayendo en nosotros, a pesar de todo, será, para una buena parte –en la que nos ubicamos–, no aceptable; lo que evidencia la profundidad del impacto y sus consecuencias.  Y no podrá ser aceptable, por simple definición (ya no tanto por un asunto ideológico de “principios”), pues para este grupo humano, en mayor o en menor grado de conciencia, parte de la definición del ser humano, se desprende de las propiedades esenciales de lo divino.  Tener que aceptar la existencia real de lo divino, implica la aniquilación de la condición humana, por aquello por lo que la condición humana se define.  En este caso, tal encuentro, no va a ser, para nada, ni fácil, ni asimilable; un séptimo de la población humana sería profundamente impactable (y trágicamente hay que decirlo: “por lo menos, sólo una séptima parte, o menos aún, se verá impactada hasta su aniquilación”; primero ideológica, luego moral, y finalmente física, no pudiendo subsistir más, en un mundo al que no pertenece).

 

Pero, por último, está el caso inverso, en el que, en tal encuentro con otra civilización no-humana, sólo se tiene en ello a seres más evolucionados, y por lo tanto, más avanzada en el conocimiento científico.  Ahora, en este caso, ese grupo humano en particular ateísta, verá confirmada de manera absoluta su condición ideológica, moral, y social humana: será, entonces, el reino omnímodo (o por lo menos, cuasi omnímodo), de la ciencia.  El impacto será igualmente profundo, pero ahora, absolutamente positivo, en el sentido de la afirmación de lo humano.

 

Visto esto así, invirtiendo las cosas, ya puede adelantarse en la imaginación lo que será en el caso del grupo humano religioso, que en tal encuentro, o confirmará todo su pensar y su creer, o, particularmente, en aquellos que han afirmado el carácter de “Ser de Luz” del alien, enfrentando una crisis de pensamiento y de creencias de no serlo; no obstante, en general, bien podrá asimilar el impacto con el argumento de que: <<Dios nos prepara para un segundo advenimiento en otro orden, que será en su momento>>; y soportará en su fe, desde la posible no-religiosidad del alien, hasta su condenable ateísmo del que en su momento –y quizá para eso estará ahora aquí– rendirá cuentas.

 


Compartir este post

Repost0

Comentarios

Octavi 06/19/2012 00:38


La ciencia actual basada en el materialismo  empirico no deja de ser en parte ficcion,puesto que aun no ha sido capaz de demostrar la existencia misma de la materia,y las leyes que utiliza
aun no son validas a escala universal ni subatomica.No deja de ser sino un lenguaje para comunicar y desarrollar el conocimiento.


Quizas el mundo que conocemos no esta arraigado entorno a la materia,quizas esa supuesta materia ni existe  como tal,simplemente seamos particulas enregeticas vibrando y orbitando
entorno a pequeños agujeros negros, portales intemporales,chacras abiertos al gran ente del qual formamos parte y el qual nunca lograremos entender.Tampoco es necesario entender como
funciona un ordenador para utilizarlo,de hecho no hay nadie en el mundo que sea capaz de diseñar y construir uno en su totalidad,pero cualquiera puede usarlo con un poco de practica.La
ciencia  pretende tener la exclusiva de la verdad al igual que los religiosos pretenden encerrar a dios en un libro.Gracias por contestar por pensar y por escribirlo.


 


 

Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri 06/20/2012 21:50



Ciertamente el asunto es complejo.  El materialismo toma por materia todo el mundo existente, lo que se denomina realidad objetiva; es decir, el mundo de los objetos materiales
independientemente de nuestro pensamiento.  Tienes razón, la materia como tal no existe.  No es un asunto de demostración, es, tienes razón, un postulado.  Sería deseable esas
leyes a escala universal, pero es mejor considerar la universalidad de las leyes de Newton o Einstein o Plank, etc, por inducción incompleta, que pretender conocer hasta el fin todo el
Universo.


Cuando tu dices "quizá el mundo sea energías vibrando...", ese es un postulado, y cuando ese postulado se expone desde la negación del materialismo, en principio se establece como un
postulado idealista, a su vez, para comunicar y desarrollaar el conocimiento.



tavi 06/07/2012 00:28


Somos una especie hibrida,la humanidad tiene un ADN oculto, interplanetario.Los vinculos con  grupos extraterrestres han existido siempre,pues compartimos un cerebro colectivo con
alguno de ellos,fuimos y seremos parte de la misma civilizacion.Sabemos como son los primates,imaginamos como eran los cromañones y neandertales e inventamos una evolucion humana acorde
con el darwinismo y sus teorias .Teorias creadas para ocultar conocimientos y derribar dogmas.Las hormigas tienen un comportamiento social similar al de nuestros familiares ET
,nosotros sin embargo  a los machos alfa hominidos.Las razas inteligentes son como  las termitas,cerebralmente conectadas,hembras ,asexuales en su mayoria, creadas cientificamente
acorde las circunstancias del habitat artificial donde viven,con la capacidad de transmigracion y adaptacion a cuerpos bionicos que alargan sus vidas,  interactuan con la tecnologia de su
habitat.Ray Bradbury ,descanses en paz.Nos enseñaste como la ciencia ficcion es util para contar el presente porque la ciencia es ficcion. 

Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri 06/18/2012 20:55



Está bien pensar así, se está muy por encima de la media; sólo que, en mi opinión, la ciencia-ficción es ese imaginar cosas, pero no de manera fantástica, sino sobre las proyecciones de la
ciencia misma.


Así, la ciencia, antes que ser ficción, es, por lo contrario, lo mostrable y demostrable; es decir, lo que se comprueba en la práctica y es susceptible de reproducirse bajo condiciones
controladas.


Si la ciencia fuese ficción, cualquier cosa que se nos ocurra la podremos dar por verdaera, y no es así.  Todo lo que dices está muy bien, pero sólo en el provechoso e importante campo de la
ciencia-ficción; el asunto es demostrar que así es, y ese ya es otro cuento...; precisamente, el de la ciencia.