Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Presentación Del Blog

  • : Espacio Geográfico. Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri
  • Espacio Geográfico.   Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri
  • : Espacio Terrestre: objeto de estudio de la Geografía. Bitácora de Geografía Teórica y otros campos de conocimiento del autor. Su objetivo es el conocimiento científico geográfico en el método de la modernidad.
  • Contacto

Buscar

Archivos

4 agosto 2013 7 04 /08 /agosto /2013 22:04

El-Idrisi.jpgQué es la Geografía; el Resurgimiento de la Geografía Científica: la geografía árabe de Al-Juarizmi (s.X), a El Idrisi (s.XII). (19/)

Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri.

http://espacio-geografico.over-blog.es/

05 jul 13.

 

La  geografía con un fundamento idealista metafísico que se inició con Cosmas Indicopleustes en el siglo VI, pasó por Isidoro de Sevilla, y, a decir de Erwin Raiz, por la Cosmografía de Ravenato y los mapas de Albi y San Beato, en donde, en el primero, el mapa de Albi, literalmente dicho, se “orienta” teniendo al punto cardina Oriente en la parte “superior”, en dirección del Paraíso en la distribución del mapa, y al que le caracteriza una indefinición de marco o límites al océano mundial, ante la contradicción con las Sagradas Escrituras en que se ha apoyado Indicopleustes, respecto al punto en donde el “el cielo se fija con la Tierra”; y en donde el mapa de San Beato, un mapa del año 776, orientado de la misma manera, pero en una interesante distribución oval enmarcada que insinúa una combinación de una curvatura observada en la realidad, conciliada con la forma rectangular que le ha designado Indicopleustes en la fe cristiana.

 

En ese momento último tiene lugar el Renacimiento Carolingio (768-814), literalmente dicho, como una ascua en la más profunda oscuridad, pues ese siglo IX será el de mayor osurantismo medieval en geografía, pues, paradójicamente, el mapa oval, acabará transformado en la máxima expresión de la subjetividad, en el “Orbis Terrarum” medieval conocido mapa de “T en O”, en una alegoría de la Cruz Cristiana.

 

Pero justo en ese siglo IX de la máxima oscuridad en geografía en Europa, aparece Al-Juarizmi en el mundo árabe; más conocido como matemático, pero de importantes contribuciones a la geografía al aportar sus “Tablas de Latitudes y Longitudes”.  A éste le siguen Jafar de Jiva, Jacubi, Istajri, y Zarkala.  En Istajri, a mediados del siglo X, como nos lo presenta Raiz, está con él el “Orbis Terrarum” medieval entre los árabes, pero, por decirlo así, de regreso a la representación de la realidad objetiva.

 

Ese es el momento, a su vez, de la aparición del famoso “Mapa Cottoniano”, cuya irregularidad en su configuración ya no responde al absurdo de una representación subjetivista, sino, por lo contrario, al planteamiento complejo de la representación objetiva de la realidad objetiva, que volvía a los esfuerzos de representación cartográfica del espacio terrestre.

 

Para el siglo IX, Raiz menciona ya la aparición de un “Atlas de la escuela islámica”, y por si esa idea de una escuela de pensamiento geográfico del mundo del islam no fuese suficiente para ver la relevancia ya del momento histórico del desarrollo de la ciencia de la Geografía, Raiz agrega al punto, el que los mapas de tal Atlas, son nuevamente proyectivos (o de “mapas geométricos”, como él les llama).  Con ello se volverá a la ciencia clásica griega de la geografía, de un alto grado no sólo de matematización, sino de abstracción y generalización; y, finalmente, en el siglo XII, en el 1154, aparece el mapa de El Idrisi, con el que no se inicia una nueva etapa de la geografía como lo llegamos a considerar haciendo un traslado mecánico a Europa, sino con el cual culmina el desarrollo de la geografía árabe.

 

A pesar de la presencia de El Idrisi en la corte de Roger II de Sicilia, la geografía en Europa va a vivir una sorprendente paradoja de la que no nos habíamos dado cuenta sino hasta ahora.  Si la representación de la superficie terrestre en la cartografía proyectiva árabe de la cual Idrisi es su culminación, un desarrollo tecnológico introducido en el instrumental geográfico, en contra del sentido común, volverá a cortar de tajo el resurgimiento de esa geografía científica de un espacio proyectivo: apareció la brújula en Europa, y con ello la cartografía proyectiva fue dejada de lado por la nueva Cartografía Portulana por rumbo y distancia.

 

Compartir este post

Repost 0
Published by Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri - en Filosofía de la Geografía
Comenta este artículo

Comentarios