Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog

Presentación Del Blog

  • : Espacio Geográfico. Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri
  • : Espacio Terrestre: objeto de estudio de la Geografía. Bitácora de Geografía Teórica y otros campos de conocimiento del autor. Su objetivo es el conocimiento científico geográfico en el método de la modernidad.
  • Contacto

Buscar

Archivos

3 junio 2010 4 03 /06 /junio /2010 08:10

Lamina-20Un Criterio del Papel de la Geografía,

en las Políticas de Planificación

en la Exploración Petrolera en México.

  Tesis, Maestría en Geografía, 1986 (10/13)

Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri

“Espacio Geográfico”, Revista Electrónica

de Geografía Teórica;

http://espacio-geografico.over-blog.es/;

México, 05 jul 10.

 

 

3  Bases Geográficas en la Programación  Sectorial

de Exploración Petrolera.

 

La programación de exploración petrolera, com­prende muchos factores, empezando por los estudios geológicos, pasando por los geofísicos y geoquímicas, por el desarrollo de modelos matemáticos de prospección, por los trabajos geodési­cos, y finalmente por los estudios geográficos.

 

En este apartado desarrollaremos en forma partlcular la faceta geográfica de la “planificación” de la exploración petrolera, destacando en que consisten las bases de esta especialidad en la programación sectorial.

 

Las bases geográficas en la programación secto­rial de exploración petrolera; que bien pudiera generalizarse para toda “planificación”  sectorial; se dividen en dos:

 

1)      el análisis de indicadores geográficos, como etapa descriptiva necesaria del quehacer científico geográfico; y

2)      la integración e interpretación cartográfica, como etapa explicativa o de investigación causal propiamente geográfica, ceñida a las leyes de la especialidad de los procesos.

 

Por lo que toca a este apartado, nos limitaremos a la función del análisis de indicadores geográficos como etapa claramente definida como un conocimiento descriptivo del problema, pero que en su carácter necesario, adquiere su tras­cendente importancia; para dejar en un apartado final, lo que compete a la esencia del papel de la geografía en las políticas de programación en la industria petrolera en su etapa primaria de exploración.

 

El análisis de los indicadores geográficos naturales, hemos dicho, corresponde a la descomposición de la naturaleza en sus partes constitutivas: la parte inorgánica o física, y la parte orgánica o biológica; y a su vez en la redescomposicion de estas dos grandes partes; la inorgánica o física: en litosfera, atmósfera e hidrosfera, que corresponden a los aspectos geológico-geomorfológico, meteorológico-climático, e hidrográfico-oceanográfico; y en la parte orgánica o biológica: en la biosfera, que corresponde al aspecto vegetacional, edafológico, zoológico y ecológico.

 

De todos estos aspectos, no todos son utilizados para nuestros fines, que específicamente requieren (por lo menos hasta ahora), tan sólo de la consideración, a partir del relieve, de los indicadores o factores meteorológicos y climáticos, así como de los hidrográficos en su forma fluvial y lacustre; y de los aspectos vegetacional y edafológico exclusi­vamente.

 

La razón de ello está en la especificidad de los trabajos de exploración; que si algún día determinarán una participación amplia de la geografía, será porque se habrán erradicado las políticas desnacionalizadoras y mediatizadoras de la industria a través de los servicios por contrato; políticas que lo único que buscan es el enriquecimiento de la clase social en el poder en México. Entonces la industria estará verdaderamente al servicio del pueblo y en esa medida nuestra geografía se deberá a la industria, misma que demandará a ésta y a todas las especialidades involucradas y por involucrar, su despliegue tanto más profundo cuanto más amplio.

 

Mientras tanto, PEMEX contrata los servicios a otras compañías para los estudios exploratorios y debe fijarse el monto económico de los contratos, por lo que se considera para determinados trabajos, los factores naturales que por su presencia o ausencia en una región a explorar, incrementarán o no el costo del mismo.

 

Una brigada de exploración de geología superfi­cial, por ejemplo, verá dificultada su labor en las zonas selváticas mas que en las áridas; o bien una brigada de exploración geofísico-sismológica, incrementará su costo de operación más en regiones de relieve abrupto, que en las regiones de llanura, o en una zona interfluvial que lacustre. La diferencia en tiempos de operación será distinta.

 

En otras palabras, el problema es la determinación  presupuesto, de la cuantificacion de la inversion, y para esto se requiere de un conocimiento del medio a explorar.

 

De ahí que se requiera para una mejor “planificación”, de una regionalización natural bajo esos parámetros seleccionados, manejados a grandes escalas a fin de obtener un mayor detallamiento (el proyecto es en 1:200 000).

 

Aun cuando pudiera parecer necesario, cabe subrayar que la consideración de dichos factores geográficos no implican el estudio en sí del fenómeno natural, y que sólo nos ocuparemos de él en cuanto a su especialidad y temporali­dad; es decir, en cuanto a su presencia y magnitud de manifestación, o su ausencia; en cuanto a su localización, distribución, extensión y limites, y en cuanto a sus conexiones y relaciones en su expresión temporal, donde no se les está considerando como recursos, tal como lo sería en una planificación económica.

 

Como factores interrelacionados, suponen una ponderación singularizada y el ensayo de modelos integradores de sus relaciones para los objetivos de “planificación” en los términos en que los hemos ya discutido.

 

La ponderación o valoración específica de cada uno de estos elementos del medio geográfico, significa un problema aun no tratado con profundidad, reduciéndose a lo que ha quedado .establecido en los contratos en cuanto a incremento de costo de operación por una mayor dificultad de apertura de brecha en función de la vegetación, relieve, condiciones no favorables por temperie, etc.

 

En suma, las bases geográficas relativas al análisis de los indicadores geográficos del medio natural, no constituyen a pesar de todo el aspecto fundamental, la esencia del problema, considerándose que incluso sus soluciones se im­plican en la solución a las bases geográficas referentes a la integración e interpretación cartográfica, de donde deviene su cualificacion, cuantificación y valoración propiamente geográ­fica.

 

Los criterios geográficos antes expuestos, en relación con la juridificacion que faculta la necesidad y posibilidad  de “planificación” en nuestro país, debemos ahora vincularlos finalmente­ con el Municipio.

 

El por qué del Municipio, ya lo hemos expuesto antes. Ahora por ultimo trataremos el Municipio como unidad administrativa que es, en relación con el recurso del subsuelo que es actor en este trabajo: el petróleo.

 

Hemos asentado ya que la planificación en su proyección nacional con mas visos de realidad en nuestro país, puede ser aquella fincada en la consideración del Municipio como unidad administrativa real.

 

De aquí que el Municipio se involucre en nuestro trabajo bajo premisas legales como a su vez ya lo hemos visto; pues es de esta manera que el Estado justifica el papel del Municipio; quedando obligado Pemex a darle un reconocimiento le­gal al mismo[*].

 

Es de esta manera en que la división municipal se hace obligada y se introduce en la programación sectorial de regulación económica.

 

La Geografía en la “planificación” del  recurso petrolero del subsuelo; que valga decir aquí que si se especifica como recurso del subsuelo, es por considerarlo en bruto, en su forma primaria, independientemente de ser usado como un recurso diversificado o refinado; encuentra. aquí sus bases; nos referimos a su inserción en el Departamento de Análisis Estadístico y en la esfera de la programación y evaluación, así como de la integración e interpretación cartográfica.



[*]      En términos reservados por PEMEX.

 



Compartir este post

Repost0

Comentarios