Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog

Presentación Del Blog

  • : Espacio Geográfico. Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri
  • : Espacio Terrestre: objeto de estudio de la Geografía. Bitácora de Geografía Teórica y otros campos de conocimiento del autor. Su objetivo es el conocimiento científico geográfico en el método de la modernidad.
  • Contacto

Buscar

Archivos

3 julio 2011 7 03 /07 /julio /2011 23:02

Ícono Filosofía-copia-1La Dialéctica de la Descripción en Geografía.  Artículo, 2011 (1/).

Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri.

“Espacio Geográfico”, Revista Electrónica

de Geografía Teórica.

http://espacio-geografico.over-blog.es/

La Tierra, 1 (φN, λW); 04 jul 11.

 

La descripción (la graphía desde los antiguos griegos), es el primer acto del pensamiento humano en el proceso del conocimiento, es resultado natural de la observación, que, generalizada, puede decirse entonces, que es resultado de la percepción sensorial del ser humano interactuando con el mundo que le rodea en el acto de transformarlo, produciendo con ello sus bienes materiales.

 

En el acto de la descripción, la comparación o analogía, es su base necesaria, es ello lo que le permite distinguir una cosa de otra, encontrando lo que hay en ellas de semejante como de diferente.

 

Mas, dialécticamente, el “acto de la descripción”, es un proceso ciertamente complejo, pero que ocurre automáticamente en el pensamiento humano, y como consecuencia no es algo en lo que se tenga que reflexionar para hacerlo.  En ese proceso, la descripción pasa de ser simplemente una descripción enumerativa dando cuenta de lo estable en el hecho observado, a ser una descripción explicativa, en la cual ya se observa, además, lo variable, en aspectos que en un momento dado están y en otro no, y en ello se comienza a asociar o relacionar tanto lo que no ha cambiado como lo que así lo ha sido, con otros hechos posibles que operarían como su causa posible.

 

La descripción es, pues, un elemento o categoría metodológica fundamental de toda ciencia, y, en ese sentido, fase inicial del método científico.  La descripción explicativa, en tanto atiende a la causa, lo puede hacer, así, tanto en forma cuantitativa, como cualitativa.

 

Esa, se puede decir, es la parte formal de la descripción; pero examinando la parte dialéctica de la misma, la categoría de la descripción ha de ser vinculada a otras categorías de la dialéctica, tales como la conexión entre la descripción, y lo objetivo y subjetivo; o la descripción, y lo concreto y lo abstracto; o la descripción, y la esencia y el fenómeno, como lo pudiera ser con cualesquier otros pares de categorías de la dialéctica.

 

La ciencia de la geografía, durante los dos últimos siglos, reducida a la mera actividad descriptiva en la dificultad de precisar su fenómeno objeto de estudio a investigar en su propia causalidad y leyes, ha tendido a menospreciar la función de la misma pretendiendo con ello “superarla”.  No obstante, siendo condición necesaria del proceso del pensar, y más aún del pensar científico metódico y sistemático, el geógrafo no la puede evitar, incluso, a pesar suyo, como única solución en la exposición de sus trabajos; pues, no investigando lo propio, toma de las demás ciencias la manifestación espacial de sus fenómenos, que, cuanto más indaga en ellos, menos geografía hace y, en una seria contradicción, más se convierte así en un especialista (que, además, no quiere serlo), de cualquier otra ciencia.

 

Y es el estudio simple de esa manifestación espacial de los fenómenos, precisamente lo que lo reduce a la mera descripción.  Y cuando salta a la investigación de los fenómenos creyendo superar aquella descripción, vuelve a hacer descripción, ahora, de lo que no investiga por sí mismo sino que narra de lo que otros si investigan con su propia formación y sus propios métodos; y peor aún, que, cuando lo hace, cuando investiga causalmente un fenómeno, tanto más se hace especialista en él abandonando la Geografía.

 

Con ello el geógrafo inflige un doble error en el conocimiento científico geográfico: por un lado ha estado el menosprecio a la descripción; pero, por otro lado, con ello, se despoja a sí mismo de la base científica de la investigación de su propio objeto de estudio: el espacio terrestre.

 

El menosprecio a la descripción no sólo es como un recurso psicológico, para, haciendo lo de otra ciencia, asumir que se hace un trabajo científico, sino es también como consecuencia de una teoría del conocimiento infructuosa: la fenomenología, que limita, por propia definición, el conocimiento científico a la pura descripción explicativa.  Pero a la vez, el abandono de esa base metodológica dada en la descripción, es como consecuencia de no asumir la teoría del conocimiento dialéctico materialista, que requiere el objeto de estudio complejo de la Geografía.

 

Así, analizando la dialéctica de la descripción, con sólo ello, el geógrafo contemporáneo podría hacer mucho más que con sus pretendidos estudios del “espacio humanizado”, que no son mas que un verdadero reduccionismo* sociológico; esto es, el fenómeno social reducido a leyes cuasi-geográficas (o de distribución espacial, y en esa medida de índole físico-matemáticas).

 



* El reduccionismo es un proceso por el cual un fenómeno no es estudiado generalizando con las leyes de su propia ciencia (fundadas en aquellas de las cuales se deriva y subordina), sino particularizándolo con las leyes de otra ciencia, sean aquellas de las que se desarrolla y subordina, o sean aquellas mismas que se desarrollan a partir de ella y le son subordinadas.  Por ejemplo, se comente el error de reduccionismo en sociología (con leyes de índole económico-políticas en que se funda el movimiento de la sociedad), cuando en vez de entender la “la lucha de clases sociales” con las leyes de más generales del movimiento histórico de la sociedad se pretende entenderlas con las leyes particulares de los organismos biológicos (con leyes bioquímicas).  Así, el reduccionismo en geografía ocurre cuando, en vez de estudiar el espacio con las leyes más generales de la propia geografía (leyes de índole físico-matemática en que se funda el movimiento del espacio), se pretende hacerlo con las leyes más particulares geomorfológicas, climáticas, ecológicas, económicas o políticas.

 



 

 

Compartir este post

Repost0

Comentarios