Overblog
Edit post Seguir este blog Administration + Create my blog

Presentación Del Blog

  • : Espacio Geográfico. Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri
  • : Espacio Terrestre: objeto de estudio de la Geografía. Bitácora de Geografía Teórica y otros campos de conocimiento del autor. Su objetivo es el conocimiento científico geográfico en el método de la modernidad.
  • Contacto

Buscar

Archivos

19 julio 2010 1 19 /07 /julio /2010 08:23

Los Métodos

de la Teoría del Conocimiento en Geografía.

  Curso, Universidad de Guadalajara, 1985 (23).

Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri.

“Espacio Geográfico”, Revista Electrónica

de Geografía Teórica,

http://espacio-geografico.over.blog.es/;

México, 11 oct 10.

 

Si tratásemos de identificar sus características, bien sirve la clasificación de los estudios académicos actuales de prácticamente todas las instituciones nacionales e internacionales que involucran a la Geografía: un Área de Recursos (que comprende el estudio fenomenista tanto de lo natural como de lo social), y un área de Cartografía, por lo regular después de un tronco común).  Los geógrafos representantes de esta tercer tendencia, son los actualmente egresados del área cartográfica, que siendo su área de especialidad, ponen más énfasis en ella, pero pretenden, finalmente, el estudio en sí de los fenómenos y sus relaciones.

 

Es evidente, pues, la identificación de estos dos últimos casos, por lo que esta escuela de la geografía “mixta”, y más propiamente dicho “dualista”, la incluimos en la escuela de los fenómenos y sus relaciones en los lugares, como una variante.

 

Por otra parte, las semejanzas y diferencias de la geografía como ciencia del espacio terrestre, respecto a la concepción de ésta como ciencia de los fenómenos y sus relaciones en dicho espacio, consisten en que, indiscutiblemente, ambas son geografía, ambas involucran en sus estudios las relaciones entre los fenómenos y ambas incluyen el concepto de espacio como lo que le es propio al saber geográfico.  Las diferencias están en la naturaleza distinta de las limitaciones metodológicas, en el tratamiento esencialmente distinto de los fenómenos y sus relaciones, así como del espacio geo – gráfico.

 

El problema de la naturaleza distinta de las limitaciones y contradicciones teórico-metodológicas, la habremos de dejar capítulo aparte, ya por su esencialidad, ya por ser el tema central de este trabajo relativo a los métodos de la teoría del conocimiento, para discutir aquí la exclusivamente el problema del tratamiento de los fenómenos y sus relaciones, y el tratamiento del espacio.

 

Respecto a cómo son considerados los fenómenos y sus relaciones, la escuela de pensamiento geográfico que va de la línea de Anaximadro a Hettner, no se propone la investigación causal de los mismos, sino tan sólo su estudio en tanto determinantes de las propiedades y características del espacio; por lo que, el estudio de sus relaciones, se dirige propiamente a las relaciones físicas externas entre los fenómenos, a sus relaciones de coexistencia.

 

En tanto, para la escuela de pensamiento geográfico que va en la línea de Herodoto y Hecateo, a De Martonne y De la Blache, por más giros que se le quiera dar al problema, se refiere a la pretendida investigación causal de los fenómenos, en un marco de referencia espacial, donde el estudio de las relaciones entre los fenómenos, conduce justamente a las relaciones internas correspondientes (o intrarelaciones, concepto más enfático que el de interrelaciones), esto es, en su mutua e intima interpenetración causal.

 

Sin duda alguna, las relaciones físicas externas, o simplemente relaciones externas, así como las intrarelaciones entre los fenómenos, no se dan aislados.

 

Dos fenómenos en coexistencia se relacionan tanto físicamente, como en una interpenetración íntima.  El problema que se trata, se refiere exclusivamente, a qué lado del hecho en coexistencia se está explorando, y finalmente, cuál de esos dos lados es el propiamente geográfico.

 

Por cuanto que la investigación causal pueda dirigirse a las relaciones entre los fenómenos, más que a los fenómenos mismos, de tal investigación causal de las relaciones entre los fenómenos, nada puede saberse acerca de la naturaleza de los mismos, que no sea su comportamiento espacial; que no sean sus simples relaciones externas de coexistencia; que le hace coincidir plenamente con la definición de Geografía como ciencia del espacio; cosa que en la práctica no ocurre, debido a que, finalmente, esa investigación causal de las relaciones entre los fenómenos, se pretende a manera de intrarelaciones.

 

En relación con el problema del tratamiento del espacio, este es más claro.  La forma del pensamiento geográfico sobre la Geografía como ciencia del espacio, lo toma directamente como el objeto de estudio de su faceta correspondiente.

 

Para la escuela geográfica sobre la Geografía como ciencia de los fenómenos y sus relaciones en el espacio, tiene, respecto al espacio, una posición secundaria, ya que no lo considera su objeto de estudio, sino sólo parte del mismo en tanto es su sistema de referencia.

 

Así, pues, mientras que para una escuela de pensamiento geográfico, el objeto de estudio de la Geografía es el espacio terrestre; para la otra lo es los fenómenos y sus relaciones (intrarelaciones).

 

Y en tanto que la primera mencionada, apegándose al método científico y en particular a los métodos de la sistematización del conocimiento empírico (observación, medición, experimento), ve en la cartografía el elemento fundamental de su metodología, pues es en ella en que se expresa la investigación a través de dichos métodos empíricos; mediante ella se realiza la observación científica del espacio terrestre; mediante ella se logra la medición propiamente espacial, y a través de ella es que se ejecutan las prácticas experimentales.  En vez de ello, la Geografía ciencia de los fenómenos y sus relaciones en el lugar en que acontecen, ve en la cartografía tan sólo enmedio de expresión, un lenguaje; y para esta geografía, no existe un elemento metodológico fundamental propio, sino el que en un momento dado se toma prestado de otra ciencia, precisamente de aquella en correlación con el fenómeno analizado.

 

Esto último, debe hacerse notar, no exime a la Geografía ciencia del espacio terrestre, a su vez, de dicho análisis de su objeto de estudio en su desarrollo.

 

Generalizando estas formas de pensamiento geográfico en dos escuelas fundamentales, es que llamamos al pensamiento geográfico de Anaximadro a Hettner, como geografía espacista; en tanto al pensamiento geográfico de Herodoto y Hecateo a De Martonne y De la Blache, como geografía fenomenista; y cuyos objetos de estudio son pues, respectivamente, el espacio terrestre, y los fenómenos y sus relaciones en el lugar en el que suceden[*].

 



[*] Texto modificado.  En el original a la “geografía espacista” aún se le denomina “espacial-cartográfica”, y a la “geografía fenomenista”, “fenomenológico-historiográfica”; así como el objeto de estudio aún se refiere como el “espacio adyacente a la superficie terrestre”.

 



Compartir este post

Repost0

Comentarios