Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Presentación Del Blog

  • : Espacio Geográfico. Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri
  • Espacio Geográfico.   Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri
  • : Espacio Terrestre: objeto de estudio de la Geografía. Bitácora de Geografía Teórica y otros campos de conocimiento del autor. Su objetivo es el conocimiento científico geográfico en el método de la modernidad.
  • Contacto

Buscar

Archivos

19 julio 2010 1 19 /07 /julio /2010 08:28

Los Métodos

de la Teoría del Conocimiento en Geografía.

  Curso, Universidad de Guadalajara, 1985 (28).

Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri.

“Espacio Geográfico”, Revista Electrónica

de Geografía Teórica,

http://espacio-geografico.over.blog.es/;

México, 28 oct 10.

 

Desgraciadamente sobre Agripa sólo se conoce este dato por nuestra parte; respecto de Estrabón, por el contrario, la información es la necesaria; a tal punto que ha sido a partir del examen de su obra, que nos es posible afirmar sin lugar a dudas nuestra tesis acerca de la profunda influencia de las diversas corrientes filosóficas, sobre las múltiples figuras notables del pensamiento geográfico, imponiéndole a la Geografía una determinada forma de ser.

 

De ahí que cuando hemos dicho que Estrabón ha sido antes que geógrafo, un político e historiador interesado en utilizar estos conocimientos (en sentido amplio, sociológicos), en el marco o sistema de referencia de los lugares en que se dan (o espacio geográfico), echando mano o auxiliándose del saber geográfico propiamente dicho, ha sido porque tenemos sobrados elementos para demostrarlo, toda vez que poseemos lo fundamental de su obra.

 

Basta citar, por ejemplo, la opinión de Arturo A. Roig, quien hace un estudio introductorio a la obra de Estrabón: “A su interés por lo geográfico se sumaba una verdadera pasión por lo histórico, y muestra a veces una curiosidad que no es la de un científico, sino simplemente la de un hombre culto.  Estas actitudes han condicionado su tarea descriptiva y han facilitado en gran parte esa conexión entre lo geográfico y lo humano que es rasgo distintivo suyo…, trata de aclarar toda la historia mediante consideraciones geográficas”[1].

 

Aun cuando dichas actitudes a su vez, están condicionadas por su posición respecto a las tendencias filosóficas de su época, precisamente al aristotelismo, en sus primeros años, a partir de su maestro, el geógrafo Tirannión, a quien el propio Estrabon llama “amigo de Aristóteles”.  “Más adelante, las influencias filosóficas ejercidas sobre Estrabón parecieron provenir de los estóicos”[2].

 

Pero, a fin de no desbalancear este trabajo, dejando para un estudio específico la obra de Estrabón, , finalmente citaremos del texto mismo de éste, sus propias palabras, asentadas hacia el final del primer capitulo de su obra: “Por eso nosotros –dice Estrabón–, luego de haber compuesto nuestras Memorias Históricas…, hemos decidido añadir también esta obra, que posee la misma forma…”[3].

 

Por último, consideremos de qué modo se expresa el estoicismo en el pensamiento geográfico de Estrabón; primero, en tanto, dice Estrabón, “los geógrafos no tienen por qué preocuparse de aquello que está fuera del mundo habitado”[4]; entendiendo por “lo habitado”, “la relación de dominio de unos pueblos sobre otros…”[5] (Roig); ello refleja el principio de cosmopolitismo que justificaba la expansión del Imperio Romano; y allí donde Estrabón compara su obra con una escultura en la cual “no investigamos minuciosamente cada uno de los detalles, sino que tratamos de averiguar en general si todo el conjunto es hermoso, así también hay que juzgar respecto de estas obras”[6]. (refiriéndose a sus Memorias Históricas y su Geografía); ello refleja al no interés por los aspectos singulares, lo que se ajusta a vivir conforme a la naturaleza y a permanecer en el principio místico de actitud contemplativa.

 

 

 

a)       La expresión gnoseológica de la geografía fenomenista

en la Edad Media.

 

El mundo sociopolítico de la Edad Media se caracteriza por el sistema o modo de producción feudal, sobre la base de la propiedad del señor feudal sobre la tierra y restantes medios de producción, y prácticamente sobre el mismo productor campesino.

 

El clero formaba parte de la clase feudal siendo poseedora de grandes extensiones de tierra, por lo que la ideología dominante en la sociedad feudal era la religión, cuya filosofía era divulgada primero, a través de la patrística, y luego de la escolástica.

 

Puede decirse (en una quinta etapa histórica correspondiente a la filosofía patrística que va desde el siglo II al VIII), que el siglo VI fue de un total oscurantismo, del cual se empezó a salir, hasta el siglo VII, cuando comenzó a desarrollarse el saber científico entre los árabes[*], a fin de satisfacer las crecientes necesidades del comercio y la agricultura en el mundo del Islam, dando lugar a una sexta etapa histórica que a continuación nos interesa.

 

En el siglo VII se origina la revolución mahometana que unifica a los árabes, obrando ello como premisa para su desarrollo científico-cultural; y, para del siglo VIII, el califato árabe se extendía desde Pakistán a la Península Ibérica; al mismo tiempo que en Europa así sucedía con el carolingio Sacro Imperio Romano de Carlomagno.  El primer centro histórico fue Bagdad (ss.VIII-IX), y ya en el siglo X, se desarrolla el centro científico de Córdoba.  Sin embargo, la corriente oscurantista penetró en el mundo árabe precisamente entre los siglos X-XI, con el islamismo ortodoxo sunita (Kalam), representando la filosofía del realismo medieval extremo; y la oposición de los musulmanes con un realismo moderado; un siglo después (s.XII), el Estado árabe es expulsado de la Península, y desaparece su predominio, pasando a serlo ahora, de España, consolidado en el siglo XIII en toda Europa Occidental.

 

La filosofía del escolasticismo que comienza a formarse desde el siglo IX[**], se consolida en el siglo XI, y prolonga su influencia hasta el siglo XIV, dividiéndose en las corrientes filosóficas del realismo (extremo y moderado), el conceptualismo y el nominalismo.

 

Todas esas corrientes filosóficas giraban en torno a la discusión sobre los Universales, o conceptos generales preexistentes al objeto real.  Para el realismo medieval extremo, los conceptos generales existen realmente, y preceden a la aparición de las cosas singlares; con ello, esta corriente es continuación de la línea de Platón y base filosófica del cristianismo.

 

Para el realismo medieval moderado, dichos conceptos generales, preexistentes a las cosas singulares, no son interpretados como las “ideas” platónicas, sino como las “formas” aristotélicas.  Esto es, pudiéramos ejemplificarlo diciendo que, en donde así como el plan es a una construcción, la forma es a los fenómenos.

 

Respecto al conceptualismo, puede decirse que esta corriente es un nominalismo moderado.  Los conceptualistas, enla discusión sobre los Universales, rechazaban la doctrina del realismo, pero se distinguían de los nominalistas en que reconocían en la mente, la existencia de los conceptos generales, como forma especial del conocimiento de la realidad.

 

Los nominalistas, llevando esa oposición al realismo al extremo, negaban la existencia por separado de los Universales, afirmando que existen únicamente las cosas aisladas con cualidades individuales, con sus conceptos generales.

 

Así, podemos dividir a la Edad Media en dos grandes partes: la patrística, y la escolástica.

 



[1]

[2]

[3]

[4]

[5]

[6]

[*] Incluso, agregaremos ahora, en función del llamado Renacimiento Carolingio, de mediados del siglo VIII, a principios del siglo X.

[**]      Precisamente con la fundación de las Escuelas Palatinas de Carlo Magno.

 



Compartir este post

Repost 0
Published by Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri - en Tesis y Monografías
Comenta este artículo

Comentarios