Overblog Seguir este blog
Edit post Administration Create my blog

Presentación Del Blog

  • : Espacio Geográfico. Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri
  • Espacio Geográfico.   Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri
  • : Espacio Terrestre: objeto de estudio de la Geografía. Bitácora de Geografía Teórica y otros campos de conocimiento del autor. Su objetivo es el conocimiento científico geográfico en el método de la modernidad.
  • Contacto

Buscar

Archivos

11 octubre 2010 1 11 /10 /octubre /2010 00:04

Geografía,

y Viabilidad Institucional de la Geografía.

  Ensayo, 1992 (4/8).

Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri.

“Espacio Geográfico”, Revista Electrónica

de Geografía Teórica;

http://espacio-geografíco.over-blog.es/;

México, 21 oct 10.

 

Por la disposición de un tiempo quizá ya inexistente para poderlo hacer, por la prevaleciente correlación de fuerzas, por la quizá insuficiente madurez aún de la geografía independiente, que bajo condición de proscripción dificultó y retardó su desarrollo, es más probable la imposibilidad de evitar ese desenlace.  A lo más, quiza, valga la pena intentarlo; pero frente a todo, se levanta un poderoso adversario: la incredulidad ante estas perspectivas, alimentada tanto por el desgaste, como por el enclaustramiento del geógrafo durante tantos años.

 

Comenzó entonces el segundo momento de esta larga etapa de transición.  Negado su proceso natural por las fuerzas conservadoras que no se resignaron a pasar dignamente a la historia, le salieron al paso, y el proceso comenzó a violentarse.

 

De entre los estudiantes del Colegio de Geografía de la UNAM, emergieron buena parte de los principales líderes del Consejo Estudiantil Universitario.  Se convocó a debatir ampliamente la Reforma al Plan de Estudios, y con el fundamento de soluciones artificiales (desconociéndose en ese entonces, mediados de 1989, todo lo que la SMTHG había propuesto), se trató de forzar el proceso, sin éxito.  Como consecuencia, se tomó la Coordinación de Geografía (insólito), y se destituyó a su representante (más insólito aún).  Las contiendas por la elección a los cargos de Consejeros Técnicos y Académicos de Maestros y Estudiantes, polarizó las fuerzas y las posiciones a extremos tales que al final, sólo revelaron la profunda descomposición moral y última a que se había llegado.  Lo que pareció ser el I Encuentro Hispanoamericano de Geógrafos, dejó a tal punto hastiados a sus asistentes (entre otros factores como la situación económico-social internacional), con las discusiones fraguadas al calor de los problemas de la comunidad geográfica en México, que por acuerdo mayoritario (a excepción de México), se tomó la decisión de que tal Encuentro no se seriara ni se comprometiera ninguna siguiente sede.

 

El no reconocimiento (que no necesariamente aceptación), de las tesis y teorías de la geografía independiente (ya proscrita) y en calidad de inexistente), creó la apariencia de la falta de un proyecto alternativo real; esto, aunado a la inteligente labor de las fuerzas conservadoras, así como a la deplorable actitud complaciente de las fuerzas progresistas; que no permitió a nadie en la comunidad institucional, ni a los más radicales, abandonar lo que se tenía, por malo y criticado que fuese; y quienes habían venido detentando el control de todo, lo mantuvieron.

 

Finalmente, al iniciar la década de los años noventa, la SMTHG desplegó sus actividades, y obtuvo respuestas.  La SMTHG resultó ser el instrumento de medición y prueba que permitió reunir la últimas explicaciones del fenómeno: cobramos conciencia entonces, de que la comunidad de geografía en México, se había escindido.  Acabó ocurriendo de facto, aquello contra lo que siempre luchamos: derivar en una contradicción antagónica; en la que, de cualquier manera, aquellos que hicieron todo lo que la institucionalidad de la Geografía contemporánea ha sido hasta hoy, entendemos que se van, aun cuando se llevan consigo todo lo que crearon.

 

A principio de 1991, se suscitó lo que parecía ser el movimiento final de este período de transición: se convocó por las fuerzas institucionales más progresistas, a la creación de una Federación de Asociaciones Profesionales de Geografía, que reagrupara en una a toda la fracturada comunidad de éstos; pero, al parecer, se hizo con tal timidez y escasa firmeza y decisión, que se puede decir que dicho proyecto nació muerto.  No obstante, sin duda, fue la señal que mostró el camino, aun cuando no se ha dado aún sobre él (o acaso la proscrita SMTHG, apenas juegue un papel por lo menos ya marginal, y desconozca lo que en realidad se está haciendo).

 

En esta trayectoria, no resta más que preguntarse por las perspectivas, y en ellas, de la posibilidad y viabilidad teórica y práctica de la Geografía en México.

 

Estas perspectivas futuras de la Geografía contemporánea en México, bien pudiéramos analizarlas en los marcos de las políticas científicas.

 

En un resumen muy general, podemos decir que las políticas científicas están determinadas, en primera instancia, por los intereses del Estado; no necesariamente siempre en consonancia con los intereses y necesidades sociales (incluso, bajo determinadas condiciones, estas pudieran ser en contra).

 

A partir de aquí, tenemos que hacernos tres sencillas preguntas: 1) cuáles son los intereses y necesidades de la sociedad, susceptibles de ser satisfechos por el saber geográfico (independientemente de lo que creamos que éste pueda ser, tomando en cuenta todas las opciones posibles); 2) cuáles son los intereses y necesidades del Estado a satisfacer igualmente con el saber geográfico; y 3) en qué medida los intereses de ambos son coincidentes.

 


 

Compartir este post

Repost 0
Published by Dr. Luis Ignacio Hernández Iriberri - en Sociología de la Geografía
Comenta este artículo

Comentarios